Dunas rojas de Pacula, un paisaje de ciencia ficción

/
exodus exodus exodus +110

¿Piensas que todas las maravillas de México han sido descubiertas ya? Si tu respuesta es afirmativa, muy probablemente estás equivocado. Ejemplo de ello es un extraño paisaje en Hidalgo, que comenzó a ganar fama hace poco tiempo, pues su semejanza con el planeta marciano llama la atención de turistas y locales. Se trata de las Dunas de Pacula, teñidas con un profundo color rojizo; escenario cargado de misterio, nebuloso, como sacado de una película de ciencia ficción.

¿Te interesa conocer más al respecto? ¡Aquí te contamos los detalles!  

LEE TAMBIÉN: El psicodélico Cerro de la Adoración 

imagen

Pacula, un paraíso para los fotógrafos

Entre los límites de Hidalgo con Querétaro, y aproximadamente a tres horas y media de Pachuca, se encuentra el municipio minero de Pacula, donde hallarás las Dunas de Pacula –un poco redundante, pero así es–. Al tratarse de una zona boscosa, no esperes un paisaje árido como las Dunas de Yeso en Coahuila –no te vayas sin checar nuestro blog, eh–. Por el contrario, las dunas rojas están rodeadas de una amplia vegetación verde como pinos, encinos y frondosos oyameles. También contemplarás formaciones rocosas de origen volcánico entre tonos grises, blancos y negros. Dicha mezcla de colores provoca un fuerte impacto visual en quienes contemplan esta maravilla natural.

Por si fuera poco, una espesa niebla cae al ras de la tierra. ¿No te parece un sitio ideal para set de películas? De ahí que muchos fotógrafos estén interesados en él. Aunque cabe recalcar que también se presta para actividades como el senderismo y paseos en bicicleta, por lo que los amantes del ciclismo lo recomiendan como una pista única por sus vistas.

imagen
¡Hasta foto de boda!

¿Pero por qué rojas?

Esta tonalidad tan peculiar se debe a la composición de su tierra con altas concentraciones de óxido de hierro y laterita, un mineral frecuente en zonas con climas semiáridos, que era extraído de las minas aledañas durante la Colonia. Este carmín resulta tan intenso que, si se toca con las manos, igual se pintarán. ¡Pero no te preocupes! Que la arena no es tóxica. Aunque, eso sí: si decides pasear por aquí, deberás cuidarte de no manchar tu ropa o calzado, por lo que es recomendable llevar pantalones, tenis o incluso botas de uso rudo.

LEE TAMBIÉN: El paraíso rosa, Ría Celestún

imagen

Quiero visitarlas… ¿qué procede?

Ante todo, debes considerar que se trata de un lugar que apenas está abriendo sus puertas al turismo, de forma que aún no cuenta con los señalamientos mínimos que indiquen cómo llegar. ¡Pero no te desanimes!, no te pierdes. Debes tomar la carretera que te lleva a Ixmiquilpan y Zimapán; si pones en Google Maps la frase “Zona Turística Tierras Rojas”, te llevará hasta las dunas. De la Ciudad de México a Pacula se hace un aproximado de cuatro horas y media, y pasarás por sitios en Hidalgo como Pachuca, Actopan e Ixmiquilpan.

Si decides aventurarte, procura hacerlo cuando la temporada de lluvias haya terminado, pues con el agua y la humedad, la tierra toma un color café súper aburrido, por lo que te perderás todo el espectáculo rojo tan emblemático del sitio y así qué chiste ¿no? La temporada ideal para visitar estas dunas es durante el invierno, cuando hace frío y el clima se torna seco, aunque también puedes emprender tu viaje en primavera.

Aquí, a sus alrededores, encontrarás algunas opciones para almorzar como puestos de gorditas, tlacoyos, quesadillas, acompañadas por un delicioso tarro de pulque. Aunque, eso sí: traza tu plan en un sólo día, de “entrada por salida”, ya que hasta el momento no existen hoteles que ofrezcan alojo a los visitantes.

Este tipo de sitios que parecen surreales, son un regalo natural que sólo nuestro México nos brinda ¿verdad? ¿Qué opinas tú? ¿Te llama la atención? ¿Ya planeaste tu próxima sesión de fotos en rojo?

¡DESCUBRE OTROS LUGARES FASCINANTES EN MÉXICO!

¡Adéntrate a la encantadora casita de piedra en Jiquilpan!

El majestuoso Árbol de Tule, tesoro oaxaqueño

Grutas de la Estrella, una maravilla en el Estado de México

Conoce este fascinante (y extraño) valle en Tapalpa, Jalisco

imagen



Búscanos en redes sociales